Nos rendimos al cojín

Hoy hablamos del elemento decorativo más confortable y solo por eso merece un protagonismo especial: El cojín.

Debido a la atención que se le está otorgando en los últimos tiempos, la oferta que podemos encontrar es prácticamente infinita.

Sus formatos, pequeños, maxis, cuadrados, rectangulares, redondos, con formas antes inusuales como las de animales, o sus colores lisos, degradados, estampados florales, geométricos, étnicos o textos con mensajes… permiten encajarlos en cualquier rincón de la casa y adaptarlos a cualquier ambiente.
Pero además, gracias a la variedad de texturas que podemos encontrar en el universo del cojín, podemos combinarlos con infinidad de textiles. Los hay de pelo, plumas, sintéticos, de fibras naturales como la tela de saco, algodón o lino.

cojines

Una vez que sabemos las diferentes opciones, os vamos a hablar de trucos para combinarlos.

En la siguiente imagen vemos un ejemplo de cómo combinar elementos por su color ayudándonos, entre otros complementos, de los cojines.

Encontramos el blanco como color dominante en suelo, revestimientos verticales, sofá, mesa y estor. Por otro lado, los cuadros y cojines dan la nota de color. A priori puede parecer que nada encaja. ¿Cómo es posible que combinando tantos y tan diferentes elementos el resultado sea tan coordinado..? Muy fácil, los elementos se unen por su color. El cuadro grande rojo se unifica con los cojines rosados y con detalles también en rojo, al igual que con las rayas del mismo tono en la alfombra. Los otros cuadritos, tienen gamas en azul que volvemos a encontrar tanto en cojines como en la alfombra contigua. Los cojines del fondo tostados con rayas granates, incluso coordinan con el bol de madera de la mesa.
No hay reglas específicas, solo prestar atención y componer.

ea594c3ba65c0b61506365e713a2ee8a

Vamos con otro ejemplo. La misma técnica se ha utilizado en este otro espacio.

Además de verse reflejado el azul de la pared en la palmatoria de la mesa, vemos ese azul en los cojines, el amarillo del cuadro se une con el teléfono góndola, los libros y el detalle del cojín, el blanco también está presente en cuadro, lámpara y cojines. ¿Resultado? un diez en coordinación.
Si en lugar de esos cojines se hubieran elegido unos en colores naranjas, rojos o morados el resultado habría sido totalmente diferente.

7e34e02618eb7d601af74e7456e1078a

Animaros simplemente con cojines podéis dar un aire totalmente distinto a vuestro hogar y si no dais con la clave consultadnos, estaremos encantadas en sumergirnos con vosotros en el mundo del cojín!

Podemos decir que hay un cojín para cada persona, ¿y tú, con cuál te quedas?

Fotos vía http://www.pinterest.com/dibestudio/cojinescushions/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s